Una tranquila noche de rock fue la que nos ofrecieron los argentinos de Banda de Turistas y los costarricenses de 424

El rock de centro y sudamérica invadió el C3 Stage este viernes. Ni el fuerte frío que abrazaba a toda Guadalajara saboteó las ganas de fiestear. Aunque viéndolo desde otra perspectiva, fungió como pretexto perfecto para entrar en calor con más ganas y olvidarse un poco el clima. Una buena fórmula para abatirlo, gracias a otra noche de Circuito Indio.

La tocada la inauguraron los tapatíos de Baltazar. Subieron al escenario con su particular manera de vestir, medio misteriosos y algo oscuros. Al ritmo de unos marcados sintetizadores y unos precisos remates en la batería, marcaban pauta de lo que iba a ser la noche. Una tranquila pero calurosa velada.

Después siguieron los de San José, Costa Rica. La agrupación 424 que, con sus armoniosas guitarras, matizaron aún más la noche. La voz de Felipe Pérez transmitía una tremenda serenidad. El público sólo se mecía. mirando la presentación. Cuando el público se animó más fue cuando se apareció “La Chica de Humo”, cover de Emmanuel. De repente todo se sintió ochentero y la gente abrió pista de baile.

Con los asistentes más que animados, subieron los bonaerenses, Banda de Turistas, estrenando placa titulada Mancho. En cuanto salió Tomas Putruele y compañía, los aplausos no se hicieron esperar.

Si bien se esperaba que tocaran más canciones de su nueva producción, no fue así. Repartieron para propios y extraños, dando un breve recorrido por su discografía y los diferentes sonidos que han evolucionado desde 2006.

“El comemundos”, “Cada día”, “Delivery de Milagros”, “Estoy bien mal”, “Avenida Selva”, entre otras, incluida la versión acústica, nostálgica y romántica de “Decepciones”. Los turistas salieron entre aplausos, cerraron con temas ya clásicos como “Lo Comandas” y “Todo mío el Otoño”.

Txt: Carlos Mora // @Carl_Mora19
Img: Daniel Rincón // @LamesadelRincon

 

Comentarios

Comentario