¡Festivales, festivales y más festivales! 2017 parece ser el año de los festivales musicales en Guadalajara y eso nos hace muy felices. Cosquín Rock, Anagrama, Roxy, Revolution, Rock por la Vida, Coordenada y, con suerte, Lollapalooza. Pero… ¿cantidad es sinónimo de calidad? ¿Podemos gritar a los cuatro vientos que los festivales mexicanos están a la par de cualquiera en otro país?

Si alguien puede contestar estas preguntas con seguridad, ellos son Nortec Collective Presents: Bostich+Fussible, el proyecto surgido en la ciudad fronteriza de Tijuana que hace 18 años dio origen al sonido nortec. En los últimos años, la dupla compuesta por Pepe Mogt y Ramón Amezcua pisó los festivales más importantes del mundo entero; desde Coachella hasta Glastonbury, pasando por Sónar en Barcelona y Mutek en Montreal, además de los locales Vive Latino y Pa’l Norte.

Muy pronto, Bostich y Fussible sumarán el Festival Sayulita en su kilométrica lista y con ese pretexto tuvimos una charla muy festivalera con Pepe Mogt. Además, nos platicó sobre el futuro de Nortec Collective y qué ha pasado desde que anunciaron “el final” de este proyecto.

Conciertos Guadalajara (CGDL): Esta es la primera vez que se presentan en Sayulita, ¿cómo se sienten por la invitación para tocar en este lugar?

Pepe Mogt (PM): Es la primera vez que tocamos en vivo como full band. Antes había hecho DJ set en un bar de ahí. También hemos tocado muchas veces en Puerto Vallarta pero creo que, desde los últimos seis o siete años, Sayulita ha tenido un auge de turismo… está creciendo. Este tipo de festivales está atrayendo a muchos jóvenes y creo que se puede convertir en una especie de “nuevo Playa del Carmen”.

CGDL: ¿Cómo se preparan para dar un show en lugares como Sayulita, a las que nunca han ido?

PM: En realidad se requiere la misma preparación que tenemos para cualquier otra ciudad… llámese Ciudad de México, Los Ángeles o Berlín, aunque en Sayulita será diferente gracias a la vibra que hay ahí, sus playas y el ambiente es más relajado. Es otra onda y estamos muy contentos de llegar con nuestro full set.

CGDL: Una gran parte de su gira actual se ha compuesto de festivales, ¿por qué prefieren este formato para sus shows?

PM: A los festivales siempre va un público diverso, que puede ser muy rockero y le guste mucho Café Tacvba pero, de repente, ven a un grupo de electrónica y entonces empiezan a seguir otro tipo de música y viceversa. Los festivales son espacios que abren el oído de las personas hacia los diferentes estilos de música.

CGDL: Después de haberse presentado en tantos festivales alrededor del mundo, ¿cómo ven a los festivales que se hacen en México?

PM: En México hay muy buenos festivales, han estado trayendo a mucho talento internacional y nacional de muy buena calidad. Pero lo que me preocupa para este año es algo externo, que los afecta indirectamente: la crisis económica y política que estamos viviendo: el gasolinazo, el dólar… entonces, ahora para traer a un artista internacional se volverá más difícil por el tipo de cambio. De hecho se ve que los festivales ya cuestan un poco más para poder conseguir a esas bandas pero, al final del día, el sueldo de la gente sigue igual, ese no está creciendo. Es una situación muy complicada pero tenemos que salir a manifestarnos para tratar de arreglarlo.

CGDL: ¿Podemos decir que los grandes festivales mexicanos están al nivel de los que se hacen en otros países?

PM: A estas alturas hay festivales que podemos comparar con otros internacionales, como The BPM Festival… tal vez su única desventaja es estar en la Riviera Maya, además de la desgracia que pasó hace poco, que fue un suceso lamentable pero ese festival está al nivel de cualquiera que se realice en Miami o donde sea. Pa’l Norte, Corona Capital y Vive Latino también son muy buenos, cada uno en su propio estilo. No les falta nada. Obviamente, Glastonbury es gigantesco y tocan muchísimas bandas porque en Inglaterra hay muchas bandas importantes con alcance internacional, mucho más que en México.

CGDL: ¿Qué opinas de los festivales mexicanos que tienen carteles 100 por ciento anglosajones?

PM: Sería bueno que los festivales locales sigan apostando por el talento nacional para que sigan creciendo pero el público mexicano también debería tener un gusto equitativo por los artistas nacionales e internacionales. En Tijuana, si queremos escuchar a una banda nacional pues la ves aquí y si quieres a una estadounidense nomas cruzas la frontera y la ves a precios muy económicos. Es distinto para quienes viven en el D.F. porque si quieres ver a Massive Attack en San Diego debes comprar vuelos, boletos, hospedaje, etc… pero cuando se presentan en un festival en casa, tal vez el boleto del concierto sea más caro pero estás ahorrando muchas otras cosas.

CGDL: ¿Cómo les ha ido con el público extranjero cuando están tocando en un festival internacional?

PM: Obviamente tenemos más público en México que en cualquier otra parte del mundo donde hemos tocado. Sobre todo en el Estado de México y en el D.F., se saben nuestras canciones, tocamos y ya conocen el repertorio, entonces la fiesta se hace más intensa. Cuando vamos a Japón, sí hay gente que nos sigue pero no es tanta, nos escuchan y se les hace raro, les llama la atención, entonces siempre hemos tenido muy buenas respuestas pero sigue siendo algo nuevo para ellos.

CGDL: ¿Qué es lo más loco que han hecho en un festival?

PM: Previo a nuestra última presentación en el Vive Latino anunciamos en redes sociales que Kraftwerk iba a estar con nosotros pero nadie nos creía. Cuando salió todos se sacaron de onda. Además, Ramón y yo metimos a unos dobles de nosotros que se pusieron a bailar breakdance; tenían máscaras con la barba y pelo largo y el de Ramón estaba pelón y con los lentes, entonces empezaron y todo el mundo se la creyó. Hasta dijeron que estábamos bien pesados para bailar pero en realidad nosotros somos malísimos.

CGDL: Aprovechando la oportunidad, tenemos una duda que queremos dejar en claro… ¿qué sucederá con Nortec Collective, muchos pensamos que se iba a terminar pero los meses siguen pasando y Nortec sigue tocando?

PM: Bostich y Fussible vamos a seguir. Motel Baja fue el último disco que hicimos con el sonido nortec. Ya después salió lo del disco de Cirque du Soleil, que tiene poquito nortec y rollos más autóctonos mexicanos. Cuando vamos a conciertos nosotros tocamos de todo, desde Vol 1 hasta este último, si nos piden “Tijuana Makes Me Happy” la vamos a seguir tocando porque es nuestra canción.

CGDL: Entonces… ¿Bostich y Fussible seguirán experimentando… creando nuevos sonidos?

PM: Así es. De hecho, ahora vamos a hacer un disco en colaboración con el maestro Michael Nyman, un pianista mundialmente reconocido, y va a ser otro rollo. Sólo dejamos de componer más canciones con el sonido nortec porque eso ya fue, ya lo hicimos mucho.

Comentarios

Comentario